Saul Ameliach: Construcción de carreteras

Construcción de carreteras

La construcción en el mundo ha sido un gran impacto para todos, ya que gracias a ella la sociedad ha evolucionado con grandes obras para nuestro beneficio, tenemos muchos tipos de construcciones entre ellas, las carreteras, edificaciones, grandes atracciones y un sin fin de maravillas mundiales que nos sorprenden.

En el mundo existen obras maravillosas que han tenido gran importancia, como La Gran Muralla China, la Taj Mahal, Agra, India, El ferrocarril transiberiano, Rusia, el Burj Khalifa, Dubai, el Puente Akashi Kaikyō, Akashi Strait entre otras obras que han cautivado el ojo de todo el mundo.

Hoy hablaremos de una de las construcciones más comunes, estas son las vías que nos conectan con nuestros seres queridos y eso es gracias a un proceso y materiales que el hombre con su evolución va mejorando.

La construcción de carreteras requiere la creación de una superficie continua, que atraviese obstáculos geográficos y tome una pendiente suficiente para permitir a los vehículos o a los peatones circular. El proceso comienza a veces con la retirada de vegetación (desbroce) y de tierra y roca por excavación o voladura, la construcción de terraplenes, puentes y túneles, seguido por el extendido del pavimento. Existe una variedad de equipo de movimiento de tierras que es específico de la construcción de vías.

En la actualidad, la precisión con que pueden calcularse los espesores correspondientes a los distintos terrenos permite, junto a un mayor grado de confianza en la vía por la cual transitamos a diario.

Una evidente disminución de los costos de construcción y mantenimiento, gracias también a la tecnología existen nuevos materiales que nos permiten hacer de la construcción un proyecto más ecológico.

La superficie de una vía no debe ser deslizante, sino que, por el contrario, los neumáticos deberán agarrarse sobre ella. Debe estar limpia y ha de ser uniforme. Antes, las carreteras de hormigón eran inferiores a las bituminosas, respecto de las condiciones enumeradas.

Actualmente, con los modernos procesos de deposición y acabado del hormigón, se ha superado esta dificultad. La contextura necesaria para evitar el deslizamiento se le comunica a la superficie al tiempo de su construcción. Si la superficie se vuelve demasiado lisa por el uso, con varios tratamientos se regenera su textura primitiva.

Las carreteras flexibles llevan una capa de asfalto o de “macadam” (tarmac). El asfalto se prepara con piedras relativamente grandes, embebidas en alquitrán.

Saul Ameliach Orta

Saúl Ameliach nació en Valencia Estado Carabobo - Venezuela el 19 de marzo De 1968, específicamente en la parroquia San José. Toda su infancia y adolescencia transcurrió en esta ciudad, donde realizó sus estudios de primaria y secundaria en el Colegio Don Bosco de Valencia. Saúl Ameliach a los 17 años entró a la Universidad Tecnológica del Centro (UNITEC) ubicada en la ciudad de Guacara en el estado Carabobo, allí obtuvo en el año 1988 el título de Técnico Superior en Información y luego dos años mas tardes a la edad de 22 años alcanzó el título de Ingeniero en Información. Realizó un postgrado en la Universidad Santa María, donde obtuvo el título de especialista en finanzas en el año 1994.

Un comentario sobre “Saul Ameliach: Construcción de carreteras

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Traducir »